Mosul: Quema de petróleo cubre de negro el bastión yihadista

Grandes columnas de humo se elevan hacia el cielo desde pozos de petróleo incendiados por el Estado Islámico para cegar a los aviones de la coalición, cerca de la retaguardia de las fuerzas iraquíes en Qayyarah, a unos 70 km al sur de Mosul. El cielo se ve cubierto de un manto gris a lo largo de kilómetros.

Las fuerzas leales al gobierno de Bagdad avanzan desde Qayyarah, así como desde Jazir (este), hacia Mosul, último gran bastión del Estado Islámico en Iraq

“Muchas localidades fueron liberadas”, indicó a la AFP Sabah al Numan, portavoz de los servicios antiterroristas iraquíes, una de las unidades de élite movilizadas.

Antes de alcanzar las cercanías directas de Mosul, donde estarían atrincherados entre 3.000 a 4.500 yihadistas fuertemente armados, las fuerzas iraquíes atravesarán territorios controlados por el EI alrededor de la ciudad.

AFP

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.