Ex jueza será sometida a pruebas de toxicología

La ex jueza Lorena Matilde Collantes Loor, será sometida a un examen toxicológico luego de que asegurara que fue drogada con una sustancia desconocida.

El pasado 17 de noviembre, la mujer protagonizó ataques en contra del personal de un restaurante y de los policías que llegaron a atender el llamado del administrador del local, situado en la Cdla. Urdesa, en el norte de Guayaquil, donde no quiso pagar lo que había consumido.

El fiscal Héctor Villavicencio León dispuso la toma de muestras de sangre y de orina de la joven, que serán enviadas al Centro de Investigaciones de Ciencias Forenses de Santo Domingo de los Tsáchilas, según consta en los actos administrativos de la Fiscalía General del Estado.

Julio Arévalo, quien en el período 2012-2013 fue juez Quinto de lo Civil de Guayaquil, contó que Collantes fue parte de su equipo de asistentes, en ese entonces conformado por cuatro personas, y tomaba el lugar de secretaria del juzgado cuando el que desempeñaba esa función se ausentaba.

“En cuanto a lo profesional tuvo un llamado de atención, pero nada fuera de lo normal; y respecto a su conducta fue tranquila. No sé por qué ahora actuó de esa manera. La persona que veo es muy diferente a la persona que conocí en esa época, tal vez pasó por algún problema”.

Una fuente, que pidió el anonimato, mencionó que Lorena “es muy inteligente, pero esos comportamientos en ella son normales. No era problemática, pero en alguna ocasión entró a una audiencia sin zapatos”. Otra persona que trabajó con ella -en el último año- manifestó que Collantes tenía problemas por consumo de alcohol y que solía ser déspota con los trabajadores.

Además, que protagonizó escándalos por líos sentimentales con otros funcionarios y que justamente los audios que circularon en redes sociales fueron por esos casos. Añadió que por esos altercados Lorena fue denunciada en la Fiscalía.

En los archivos del Ministerio Público, consta que en noviembre de 2015, Collantes denunció a una mujer de iniciales C.V.R por intimidación. Cinco días después la acusada la denunció por el mismo delito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *