Derrocan viviendas por el riesgo en dos cerros de Guayaquil y Durán

Una cuadrilla de obreros retiraba ayer la cubierta de la casa de Tania Gurumendi, en la manzana 38 del cerro del Carmen, donde el lunes se registró un desmoronamiento de terreno que dejó la vivienda de dos plantas en situación de riesgo.

De ahí que la Dirección de Gestión de Riesgo del Municipio dispuso que se derrumbe la planta alta de la vivienda, como un mecanismo de prevención. La entidad inspeccionó, además, otros sectores del cerro.

Desde el día del deslizamiento de tierra, Gurumendi, su esposo y tres hijos viven en casa de un familiar, en la parte baja del cerro del Carmen.

Hasta el momento, comentó, el Cabildo y el Ministerio de Inclusión Económica y Social (MIES) la han provisto de colchones, productos de aseo y alimentos no perecibles.

Pero su anhelo es una solución habitacional, puesto que la casa de su hermana, quien la ha acogido, es muy pequeña.

Franklin Gurumendi, cuya casa está contigua a la de Tania, su hermana, también se siente inquieto por como el terreno ha cedido en el cerro. “Creo que deberían venir a ver de qué manera se puede evitar que siga habiendo derrumbes”, indicó.

En el cerro Las Cabras del cantón Durán, obreros municipales hacían similares trabajos en la casa de Manuel Veintimilla, en el sector Cruz de Mayo.

La madrugada del miércoles esa vivienda de construcción mixta soportó un deslizamiento de tierra que dañó la estructura de la parte posterior derecha, cuando la familia dormía.

“Fue algo terrible, nunca habíamos visto algo con tanta fuerza que se nos vino encima de la casa”, señaló Veintimilla, quien junto a su esposa, Libia Broncano, y sus tres hijos reciben albergue en casa de un amigo, en la ciudadela Panorama.

Carlos Erazo, director municipal de Obras Públicas, mencionó que la casa sería derrumbada, pero que se conservarían las paredes posteriores para dejar una contención en el lugar.

El funcionario refirió que 15 familias ya fueron avisadas de la situación de riesgo del cerro por encontrarse en el sector donde antes hubo una quebrada natural.

Foto: Cortesía Universo

Prensa Informa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.