Daños en vías de la Península de Santa Elena por lluvias

Una intensa lluvia que cayó la tarde del martes en la parte sur de la península de Santa Elena provocó un socavón en la vía Limoncito-Hacienda Rapallo, en la parroquia Simón Bolívar.

El hueco se produjo tras un desprendimiento de tierra de aproximadamente 5 metros de ancho y un agrietamiento de la carretera de más de 7 metros.

La vía es usada por agricultores de la zona para sacar su producción hacia Guayas, provincia que limita con la parroquia Simón Bolívar.

Al lugar se desplazó maquinaria de la Prefectura para tratar de rehabilitar lo más pronto el tramo de la vía afectada.

Hasta ayer, el invierno tenía más de 30 carreteras de primer, segundo y tercer orden del país con problemas por deslizamientos y socavones, según reportes de la Secretaría de Gestión de Riesgos.

Los trabajos en la vía consisten en la colocación de alcantarillas de un diámetro de 1.600 mm. Se enrocará la parte lateral de la carretera con material de las canteras de poblados cercanos como Bellavista del Cerro y Juntas del Pacífico.

Los técnicos esperan que la vía esté habilitada completamente para mediados de la próxima semana.

Mientras, en Villingota, otra población del sur peninsular, una fuerte lluvia registrada el lunes dejó daños en el tumbado de la casa comunal y en viviendas, donde el agua entró.

En la vía a Julio Moreno, la creciente del río Dos Bocas provocó el aislamiento temporal de los habitantes de la comuna Sacachún.

Y mientras se reportan estos estragos, el lunes pasado se iniciaron los trabajos de rehabilitación en la vía El Tambo-Ancón, afectada luego de la fuerte lluvia del 24 de marzo. La precipitación provocó la crecida de afluentes que por años estuvieron secos.

La fuerte corriente de agua ocasionó un socavón de la vía, removió las alcantarillas en el sitio e impidió el tráfico normal. Los trabajos que se ejecutan están coordinados entre la Prefectura de Santa Elena y el Ministerio de Transporte y Obras Públicas (MTOP).

Allí se colocarán tubos de alcantarilla y se reforzará el área que actualmente está seca.

La semana pasada, funcionarios del MTOP se reunieron en el gobierno provincial para tomar acciones conjuntas. En dicha cita, la Prefectura propuso la colocación de nuevas líneas de alcantarillas para que el agua pueda fluir en el lugar, estos trabajos estarían valorados en aproximadamente 100 mil dólares.

200 hectáreas de cultivos afectadas por época invernal.

Prensa Informa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.