Baches inquietan a conductores en Guayaquil

En el norte de Guayaquil, los conductores que circulan por la calle de ingreso a Las Orquídeas y Los Vergeles, junto al canal abierto de aguas lluvias, deben disminuir la velocidad para esquivar los baches, de diversas dimensiones, que se han formado en un tramo de 100 metros.

“Esto está terrible y con el invierno se empeoró”, comentó el chofer de un carro particular mientras avanzaba con precaución debido a la llovizna que caía la mañana del jueves 13.

“Huy, esto tiene tiempo dañado, siquiera unos tres meses”, agregó el conductor de un camión recolector de basura.

Más de una decena de huecos hay en ese tramo, los que se llenan de agua lluvia formando pozas y complicando más el paso de los carros. Y con esas molestias también lidian quienes conducen en el centro y sur de Guayaquil, donde ciertas calles presentan daño asfáltico por efecto de las precipitaciones. El Cabildo señala que cumple con tareas de bacheo y asfaltado.

En la autopista Narcisa de Jesús, en la entrada a Los Geranios, se ha formado un bache enorme. Según un morador, ese hueco tiene un año y medio abierto sin ser intervenido.

En el centro, en las calles Noguchi entre Campos Coello y Ayacucho, también se observan más baches. En una cuadra hay siete huecos. Por esta vía, además de carros particulares, circulan varias cooperativas de buses, como las de las líneas 27, 10, 7, 152, entre otros.

En el paso a desnivel que desemboca en la calle Julián Coronel, asimismo, se evidencia deterioro del asfaltado.

En el sur, parte del asfaltado en Argüelles y Pancho Segura se ha levantado. Los conductores de expresos escolares y vehículos livianos al llegar a este tramo optan por bajar la velocidad y pasar con precaución.

Mientras, en unas cinco cuadras de la calle Galo Plaza Lasso, de Urbasur, se han formado 24 baches de diferente tamaño. El mismo daño se observa en la calle Hugo Cortez, sector Río Guayas, y en la avenida 10-D en La Pradera 3.

Jorge Berrezueta, director municipal de Obras Públicas, indicó que las labores de bacheos se realizan de manera ininterrumpida, pero no en sitios específicos. Comentó que las lluvias provocan la aparición de más baches y lo que tratan en esta época es de solucionar los baches de mayor proporción y de hacer los trabajos de emergencia.

Según el funcionario, existen seis cuadrillas de bacheo que realizan varios recorridos para llegar “adonde sea necesario”.

“Cuando pase el invierno se procede a realizar las reparaciones definitivas”, agregó.

En su reciente enlace radial, el alcalde Jaime Nebot señaló que las tareas de bacheo y asfaltado se cumplen con maquinaria propia y contratada. “El peor enemigo del asfalto es el agua, peor con un asfalto como el ecuatoriano, que aunque ha mejorado mucho, dista mucho de tener la calidad que debería tener, como por ejemplo la tiene el asfalto peruano. (…) La vía Perimetral, asfaltada con asfalto peruano, no tiene un solo bache, a pesar del invierno”, subrayó. (I)

Apuntes
Intervención vial

Bacheo
El Municipio indicó que interviene en tramos de la avenida 25 de Julio y de las calles Gallegos Lara, Portete y Leonidas Plaza, correspondientes al sur y oeste. Además, la av. Rodolfo Baquerizo y la vía a Daule, en el norte.

Prensa Informa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.